¿Tienes un gatito pequeñito? Aliméntalo bien

¿Tienes un gatito pequeñito? Aliméntalo bien

Cuando llega un gatito nuevo a casa los humanos tendemos a querer tratarlo como si fuese una persona más, pero hay que tener en cuenta que nosotros y los gatitos tenemos diferentes necesidades. Naturalmente tienes que darle todo el cariño posible y debes y quieres darle la mejor atención y los mejores cuidados, pero estos deben cubrir sus necesidades, no las tuyas.

La alimentación es algo que debes tratar con especial cuidado, porque su salud futura y su esperanza de vida va a estar muy influenciada por ella.

Durante su crecimiento, el cachorro pasa por distintas fases y en cada una es necesaria una alimentación distinta y adecuada.

Lactancia

Se considera etapa lactante desde que nace hasta la tercera o la cuarta semana de vida. En esta época, lo único que puede comer el gato es leche, si es de la madre, mucho mejor, pero en caso de no estar disponible, es posible usar leche maternidad para gatitos. Esta leche tiene todos los nutrientes que necesita tu cachorrito en esta etapa, y además, la puede digerir adecuadamente.

Destete

Desde que el gatito deja la leche materna hasta que alcanza los 4 meses de edad las necesidades alimenticias del gato cambian en base a varios factores. Por ejemplo, es en esta época en la que al gato le empiezan a salir sus dientes, sufre el mayor pico de crecimiento que tendrá en toda su vida y es muy sensible a las infecciones porque ya no recibe las defensas que le da la leche materna. Por este motivo, necesita un alimento que ayude a que el sistema inmunitario se haga más fuerte y que pueda digerir bien para reducir los riesgos de sufrir diarrea.

Hasta la madurez

El periodo que va desde los cuatro meses hasta que alcanza la edad adulta, es el de crecimiento más lento del gatito y por eso, su alimentación debe adaptarse en cuanto a aporte de grasa y proteínas a las nuevas necesidades de tu peludito. Es en esta etapa en la que se suele esterilizar al gatito, durante esta segunda fase de su crecimiento, y por eso su alimentación debe ser adecuada.

¿Qué pautas hay que tener en cuenta?

Una buena alimentación no solo es elegir la comida más adecuada, sino también tener en cuenta otros aspectos, como con qué frecuencia debe comer, cuánta cantidad diaria, si debe tener horarios o un lugar fijo donde comer y definir rutinas de alimentación.

¿Cuál es la frecuencia de comidas del gatito?

Un gatito bebé puede comer hasta ocho tomas de biberón al día, aunque esas tomas se van reduciendo. Tras el destete, el número de comidas depende de cada uno. Por eso lo mejor es medir la ración recomendada y se la dejes disponible.

¿Cuánto debe comer un chiquitín al día?

La cantidad de comida diaria depende de su tamaño y edad. Por su naturaleza, los gatos tienden a hacer comidas pequeñas pero numerosas, entre 12 y 20 a lo largo del día. Si tienes cualquier duda, consulta a tu veterinario.

¿Debo ponerle horarios?

Salvo casos concretos, lo mejor es que coma cuando tenga hambre. No es necesario que el gatito tenga horarios de comidas.

¿Debe comer en un lugar fijo?

Al ser animal de costumbres es conveniente que siempre tenga el alimento en un lugar muy fácil de limpiar. Si eliges un lugar que no pueda limpiarse frecuentemente, pon una alfombra que puedas quitar y cambiar. Procura que el agua no esté junto al comedero para evitar que la ensucie con la comida.

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *